Monica VALLEJO
Publicado el diciembre 27, 2017, 5:11 pm
FavoriteLoadingAñadir a favoritos 7 mins

Burgos Corre

Cuántas veces hemos dicho (u oído) eso de “mi propósito de año nuevo es salir a correr más”, especialmente a causa de las grandes comilonas que ingerimos en estas fechas navideñas. Y con todas nuestras mejores intenciones al final la pereza se apodera de nosotros y no lo cumplimos.

Muchas veces la idea de correr solo o pensar “¿y si lo hago mal y me lesiono?” nos echan para atrás a la hora de practicar un deporte tan sano como el running.

Pues bien, con el objetivo de paliar estas sensaciones y satisfacer las necesidades de las personas que quieren correr pero no saben cómo, surgió Burgos Corre.

 

Un entrenamiento adaptado a las necesidades

Burgos Corre es una asociación de personas que practican running juntas para divertirse y para aprender a correr. Dirigida por Patricia Landáburu, especialista en el entrenamiento de alto rendimiento, la actividad cuenta con gente de todas las edades que quieren iniciarse en este mundo e incluso atletas profesionales que necesitan un entrenador o un grupo para correr.

Así, existen tres niveles (iniciación, medio y avanzado) atendiendo a las necesidades y al progreso de cada persona. “Yo establezco un plan de entrenamiento y tomo las decisiones para cada grupo y para cada persona por individual, especialmente cuando empiezan desde cero o cuando tienen un objetivo de carrera”, detallaba Landáburu.

Patricia explicaba que el grupo de iniciación está enfocado a salir dos días a la semana y aguantar 40 minutos seguidos corriendo. “Empezamos con tandas de correr y andar aumentando los minutos de correr y disminuyendo los de andar”.

Cuando los atletas cumplen eses objetivo, si lo desean pueden pasar al siguiente nivel: medio. En este caso, el objetivo es mejorar la velocidad de rodaje. Para ello, la metodología consiste en realizar series y cambios de ritmo y correr entre 40 y 60 minutos.

Una vez cogida esta dinámica, los atletas pueden empezar a entrenarse para participar en carreras populares. “Utilizamos una planificación de entrenamiento en la que se pone un objetivo a conseguir, por ejemplo, una carrera. Es mucho más específico porque durante tres meses estamos preparando una carrera y la distribución de las cargas del entrenamiento, el volumen (el tiempo) y la intensidad (la velocidad), se va cambiando”.

 

Correr con cabeza

Burgos CorreAdemás de con los pies, lo más importante es correr con cabeza. Por eso, en los entrenamientos también se ayuda trabaja la lógica. “Hay gente que hace cosas muy ‘burras’. No se pueden correr todos los días 20 kilómetros porque los músculos necesitan tiempo de recuperación y cuánto más mayores somos más tiempo necesitan. Es importante tener en cuenta esto para evitar lesiones”, destacaba Landáburu.

A la hora de competir, Patricia también aconseja que no hay que participar en todas las carreras que se organizan en la cuidad, que son cada vez más. “En Burgos hay una época que se juntan varias competiciones y no es bueno correr todas porque se quema mucho y se da mucho de sí mismo. Lo mejor es elegir las que más te gusten e ir cambiando cada año”.

Y una de estas carreras populares es la 10 km Cajaviva, organizada por Burgos Corre y que se ha convertido en una cita ya imprescindible en nuestra ciudad por quinto año consecutivo. “Sin la ayuda de todos los patrocinadores no podríamos llevarla a cabo”, agradecía Patricia.

 

Los beneficios de correr en grupo

Como toda actividad física, el running tiene muchos beneficios físicos y psíquicos. Pero a estos hay que añadirles los beneficios sociales que tiene la práctica del deporte en grupo. Todos ellos en conjunto, hacen de Burgos Corre una experiencia más que satisfactoria para sus atletas.

Y también para su entrenadora. Patricia Landáburu nos explicaba que nada le hace más feliz que ver lo bueno que hace el running a sus alumnos.

“Hace unos años tuve que dar una charla de los beneficios del deporte y pedí a mis chicos que me pusieran en un papel los beneficios que había obtenido. Cuando lo leí fue alucinante porque ni yo misma sabía todo lo que les hacía. Desde mejorar problemas de estreñimiento, gente que podía dormir antes y ahora sí, dolores de cabeza, personas con problemas de colesterol e hipertensión que ya estaban bien, … Todo esto solo con correr en grupo un par de veces a la semana. Me llena un montón ayudar de esta manera a la gente”.

Aunque vemos que los beneficios son palpables, Patricia anima a todos aquellos que les apetezca correr que prueben un día con Burgos Corre. “Lo mejor es que experimenten por sí mismos lo que este deporte les puede aportar y si les gusta que se apunten”.

¿Te aburre correr solo? ¿No sabes cómo empezar a correr? Ya no tienes excusa para cumplir con tu propósito de año nuevo 😉

Burgos Corre